Please reload

Joaquín: gracias por darme la vida de nuevo.

Bueno yo no soy de enrollarme mucho escribiendo, me llamo M. Carmen, vivo en Castellbisbal (Barcelona) y actualmente tengo 46 años.
No tendré nunca palabras suficientes para agradecer al Dr. Resa lo que ha hecho por mí, darle las gracias por darme una nueva vida, y poder ser una persona totalmente normal sin mis múltiples enfermedades que hacían que llevara una vida muy limitada, actualmente ya no tengo ninguna de las enfermedades que tenia asociadas a la obesidad, me operó un 9 de septiembre del 2008 día en que volví a nacer.

 

Gracias Joaquín.​

Judith: Una decisión que cambió mi vida...

Después de años luchando con la báscula, de una vida entera a dieta, de probar todas las dietas habidas y por haber, de haberme atiborrado de todo tipo de pastillas y tratamientos y de una vida entera siendo gorda (no estando, sino siendo!) tomé la decisión más importante de mi vida: operarme.


Una vez tomada la decisión, que es sin duda alguna el paso más difícil, me sumergí en internet para recopilar toda la información que pudiera. Investigué las técnicas de reducción de estómago que había y pensé que el bypass biliopancreático era lo que quería hacerme. Y con esa premisa me dispuse a buscar un médico que me lo hiciera. Y de este modo topé con el foro de Adelgazar.net y con el blog de Vane, en ambos sitios conocí la existencia del Dr Joaquín Resa. No quería jugármelo todo a una carta así que me dispuse a visitar a más médicos para poder comparar y valorar. Visité médicos en Madrid y Barcelona y me acerqué a Zaragoza para conocer al Dr Resa. En cuanto salí de la consulta de la Clínica Montpellier donde me atendió el Dr Resa lo tuve ya más que claro, ese era el hombre que me iba a operar. Esa era la persona en cuyas manos iba a poner mi cuerpo, mi salud, mi esperanza y mi futuro entero.


En aquel momento todavía no había compartido mi importante decisión con mi familia y resto de seres queridos. Como sabéis los que habéis pasado por esto, es un momento decisivo, ya que la familia se preocupa mucho cuando oye el tema “operación”, debido principalmente a la mala prensa que tiene la cirugía bariátrica, con la de cosas terribles que se ven en las noticias de pacientes con experiencias negativas. Casualmente, un amigo de la familia, también médico, nos dio excelentes referencias del Dr Resa y de todo su equipo, lo cual contribuyó enormemente a que mi familia se quedara mucho más tranquila.


Y en pocas semanas ya tuve fecha de operación. Me realicé el preoperatorio, hice los ejercicios respiratorios y preparé mi ajuar de clínica con mucha ilusión y pocos nervios, la verdad.


Curiosamente no estaba para nada nerviosa. Y así fueron pasando las semanas hasta que llegó el Día D, en el que me trasladé a Zaragoza, me puse la horrible batita de hospital y esperé a que llegara mi hora de quirófano. Era el día 14 de abril de 2008, a las 17 h aproximadamente empezaba mi operación.


Tres días después estaba ya en mi casa, dispuesta a pasar las semanas de líquidos, los purés, etc. y la recuperación. Dos meses después ya me reincorporé a mi trabajo y a mi vida normal. En ese momento pesaba ya 12 kilos menos que el día de mi operación.
Un año y medio después había perdido ya 45 kilos y un montonazo de tallas. Me sentía bien, cómoda en mi nuevo cuerpo al que me costó acostumbrarme! Se hace difícil empezar a comprar ropa en tiendas de “tallas normales”, reconocerte en fotos donde no estás muuuuucho más gorda que el resto de personas, sentarte en un avión y que el cinturón te abroche sin problemas, sentarte en una silla de terraza sin clavarte los reposabrazos en la cadera, descubrir que absolutamente toda tu ropa te viene grande, incluida la ropa interior, bañadores, pijamas … incluso los anillos se te caen de los dedos!!


Ya sabemos que hay que cuidar lo que comemos, vigilar la ingesta de grasas para evitar los problemillas a la hora de ir al baño, hacernos revisiones y análisis a menudo para mantener a raya los niveles de calcio, hierro y vitaminas, hacer ejercicio para controlar que la piel no quede demasiado colgante…. Son los “daños colaterales” como yo los llamo.

 

Es muy habitual que amigos y familiares me pregunten ciertas cosas, que quiero compartir aquí con todos vosotros:

 

– “¿Te ha compensado la operación”
Por supuesto que sí!!!!

 

– “¿Te has arrepentido de habértelo hecho?”

De lo único que me arrepiento es de no haberlo hecho un par de años antes!!

 

– “¿Se lo recomendarías a alguien que tiene problemas graves de sobrepeso?”
Por favor, no pierdas más tiempo…… hazlo ya!


Gracias infinitas al Dr Joaquín Resa y a todo su equipo por su profesionalidad y su trato humano. Pronto nos veremos en mi revisión de los 2 años y medio ya!!


Judith

Una paciente: Me veo mucho mejor, más segura y con más confianza en mí misma

A los 6 meses de ser operada por el Dr. Resa.


Antes de tomar la decisión, siempre creí que con algún régimen e ir perdiendo algunos kilos mi problema se arreglaría. A pesar de los kilos de más, nunca tuve problemas de salud. Los normales, me dolían y sonaban las rodillas, no dormía bien, me cansaba simplemente por andar… pero era feliz. Los complejos no formaban parte de mi vida, era consciente de mis limitaciones, pero nunca me sentí inferior ni intimidada por mis kilos.


Casualmente llegué a un foro en el que leí información sobre la opción de operarme, algo que nunca había considerado en mi vida. Sara V, y Guensy me dieron pistas de por dónde empezar. La información que recibí, por otros operados y por parte del Dr. Resa, son lo que me decidió a dar el paso.


Aún así, desde que tomé la decisión, hasta que llegó el día, pasaron 2 largos meses, y en ese tiempo, me empapé de información sobre lo que me esperaba. Mi experiencia en la operación, muy llevadera. Un ejemplo, 14 días después de haber sido operada, me reincorporé a mi trabajo, y a día de hoy siguen sin saber que durante mis vacaciones pasé por un quirófano.
Hice esto con la ilusión de haber tomado la decisión correcta, de solucionar de una vez por todas mi lucha con los kilos. Aún me queda mucho camino por andar, y muchos kilos por perder, pero el balance hasta hoy es el siguiente:


-Ya no me canso al andar
-No me duelen las rodillas ni espalda
-Puedo dormir mucho mejor
-He recuperado flexibilidad y agilidad
-He cumplido muchos objetivos e ilusiones, que por pequeñas puedan parecer, me alegran mi día a día.


Aunque los motivos que nos llevan a dar el paso no son motivos estéticos, sino de salud, sería una hipócrita si no admito que el cambio estético que estoy sufriendo me hace muy feliz, pues me veo mucho mejor, más segura y con más confianza en mí misma.


Por todo esto, quiero dar las gracias al Dr. Resa y a su grandísimo equipo.​

Pilar: Historia de Pilar

Mi historia, creo que no difiere mucho de la mayoría, naci con 5 kilos, así que, me consuela decir que lo mío es de nacimiento, con 14 o15 años pesaba 90 kilos y había echo incontables dietas, pero hubo una que funciono y además comiendo (la perdí si no) me quede en 63 y hay estuve un par de añitos hasta que quede embarazada y no engorde demasiado en el embarazo, pero a partir de ahí fui cuesta arriba y sin frenos.


Estoy casada, tengo una hija y si no fuera por mis kilos sería feliz. Mis kilos, mis rodillas, mis asfixias, mis pitos, etc, etc. En febrero decidí poner fin a esta historia y me encontré con el foro de Cirugia Bariatrica, y las historias de Vanechuli, Al destierro, Nuku Nuku, Mamen, Ari, Sergio, Sara V, Diciembre, Sara, y otros que han ido llegando y todos hablaban muy bien de usted, de su calidad humana, de lo resalao que era y es, agradable, de trato exquisito, etc, etc,


lo cierto es que yo no le conozco, aunque cuando lea esto ya nos habremos conocido, y bueno, era tanto bueno lo que decían de usted, que yo fui la culpable de que algunos le llamen el Santo o San Resa, mea culpa, Pero ya se sabe, cría fama……..


Y ahora una preguntita personal, a usted no le interesaría venirse a vivir a Toledo, es una ciudad muy bonita estoy seguro que le gustaría, jajaaj si cuela, cuela.


Bueno, pues yo también espero caer en sus manos algún día, solo hay un pequeño problema, pero esa ya es otra historia……..

 

Pilar.